con No hay comentarios

NORTE DE PORTUGAL

Guimarães

Dónde nació Portugal


La ciudad de Guimarães es uno de esos rincones del mundo que no importa cuántas veces lo hayas visto porque nunca te cansas de visitarla. Su historia, su ambiente y su cultura tienen una especie de magia que te hace querer volver a pasear por sus calles una y otra vez. Y si a eso le sumas lo bien que se come (y que se bebe) no querrás irte de aquí jamás.

Qué ver y hacer en Guimarães

Esta pequeña y coqueta ciudad del norte de Portugal es ideal para visitarla en un fin de semana pero sobretodo para conocerla a pie, caminando entre sus calles empedradas y sus casitas con balcones de madera. Estas son algunas de las cosas que puedes ver en Guimarães: 

 

Largo do Toural ( o Praça do Toural)

Es probablemente la plaza más importante de Guimarães: un lugar de reunión entre vimaranenses, de punto de encuentro de turistas y el latir de un corazón hecho ciudad. Pero además es el mejor lugar para empezar a descubrir Guimarães y una vuelta por el centro de la plaza te pondrá en situación: déjate envolver por sus edificios de azulejos de colores y sus ventanales al más puro estilo modernista, pasea por sus aceras adoquinadas tan típicas de Portugal o disfruta de un delicioso café con vistas a la vida del lugar. Y no olvides una visita a la imponente Igreja de São Pedro (siglo XVII), el faro de los vimaranenes en esta ciudad sin mar.

 

Largo do Toural (Guimarães)
Largo do Toural | © Nos volveremos a ver

 

Confeitaria Clarinha

Conocida por todos (turistas y vimaranenes) la Confeitaria Clarinha se merece una mención a parte en esta lista de cosas que ver en Guimarães y es que esta coqueta pastelería de los años 50 es precisamente uno de los mayores atractivos de la ciudad, sobre todo para los amantes de un buen dulce portugués. Aquí encontrarás una gran variedad de dulces portugueses: beijinhos, travesseiros, húngaros… pero lo que sin duda tienes que probar son sus conocidas Tortas de Guimarães. ( Horario: 7:30 – 24 h | lunes cerrado )

 

 

Aquí nasceu Portugal

Otro de los los rincones que no puedes perderte dentro de «o Largo do Toural es el cartel que recibe a todos aquellos que visitan la ciudad por primera vez y que nos hace intuir el origen de la ciudad, o al menos una parte importante de su historia. «Aquí nasceu Portugal» es una frase de letras blancas colocada en 1970 sobre la Torre da Alfândega y que hoy en día se ha vuelto todo un símbolo de orgullo de la ciudad. 

☕️ ¿Te apetece un café? Pues no te pierdas el precioso «Café Milenário» situado en esa misma torre, justo debajo de las letras. Esta preciosa cafetería tiene su origen en los años 40 y es de esos lugares que han pasado de generación en generación hasta nuestros días. Muestra de ello es su precioso estilo vintage, de hecho dicen que aquí todo es vintage antes incluso de que «el vintage» se llamara así y es que cada detalle de esta cafetería te transportará a otra época, incluido el neón que se encuentra en la puerta ( 7:00 – 24:00 | miércoles cerrado ).

 

Largo da Misericórdia

Esta alargada plaza de trazado medieval se encuentra dentro de las murallas y debe su nombre a la iglesia que se encuentra en uno de sus extremos: la Igreja da Misericórdia. Se accede a ella a través de la antigua «Porta da Vila» (una de las antiguas puertas de la muralla cuyo nombre se encuentra el grabado en el suelo) y que te lleva directamente hasta la original escultura que representa a un Alfonso Henriques del siglo XXI.

 

Largo da Misericórdia
Largo da Misericordia | © Nos volveremos a ver

 

Praça da Oliveira

Si continúas por la Rúa da Raínha que sale de Largo da Misericórdia te encontrarás con otra de las plazas típicas y más conocidas de la ciudad: Praça da Oliveira. Es una plaza pequeña pero muy importante ya que se cree que los primeros vestigios de población de Guimarães tuvieron lugar en esta plaza en el siglo X con la construcción de la Colegiada de Nossa Senhora da Oliveira. También encontrarás en ella el «Padrão do Salado», un monumento gótico situado en medio de la plaza que conmemora la victoria de las tropas cristianas (portuguesas y españolas) contra los musulmanes en la Batalha do Salado (de ahí el nombre).

 

 

Museu de Alberto Sampaio

Situado en el interior de la Colegiada da Oliveira se encuentra este museo fundado en 1928 en el que podrás disfrutar de una importante colección de pintura, escultura y orfebrería de carácter religioso perteneciente a los siglos XIV, XV y XVI entre los que destaca una pieza: la cota de malla que el rey Dom João I utilizó en la Batalha de Aljubarrota. Todas las obras de este museo se distribuyen en los espacios que ocupaban la Casa Capitular, el Claustro y la Casa del Priorato por lo que además de disfrutar de la colección podrás admirar la arquitectura interior de la colegiata. (Horario: 9 – 18 h | lunes cerrado).

 

 

Antigos Paços do Concelho

Conocido también como la Casa da Arcada es el lugar donde se encontraba la Câmara Municipal, es decir el Ayuntamiento, entre los siglos XVI y principios del siglo XX.  En la parte superior del edificio se encuentra una estatua de un guerrero con dos caras, representación de Guimarães y símbolo de la ciudad.

 

 

 

Praça de Santiago

Es otra de las plazas que tienes que ver si visitas Guimarães, no solo por su importancia histórica sino porque es una de las más bonitas de toda la ciudad (de hecho es mi favorita). Esta preciosa plaza de balcones repletos de flores durante el día y guirnaldas de cálidas luces durante la noche, tiene una esencia especial y es normal verla llena de gente a cualquier hora del día. Un lugar ideal para desayunar, comer o cenar, e incluso para tomarse unas copas pasada la medianoche ya que el ambiente de esta plaza es increíble. 

 

Praça de Santiago (Guimarães)
Casitas medievales en la Praça de Santiago | © Nos volveremos a ver

 

Rúa de Santa María

¿Sabías que esta calle es la más antigua de Guimarães? Sus orígenes datan de la Edad Media cuando la ciudad estaba dividida entre la Vila da Colegiada y la Vila do Castelo, haciendo esta calle de unión entre ambas partes. Aproximadamente en la mitad de la calle se encuentra la Casa do Arco que data de los siglos XVII y XVIII, y que cuenta con un pasadizo que une ambos lados de la casa (en ambos lados opuestos de la calle) conocido con el nombre de «Ponte dos Suspiros». Esta misma calle se encuentra también una pastelería muy conocida por los vimanarenses, la Confeitaria das Costinhas especializada en Toucinho do Céu y Tortas de Guimarães.

 

 

Convento de Santa Clara

Este precioso y majestuoso edificio que se encuentra en el Largo Cónego José Maria Gomes (a escasos metros de la Rua de Santa María) era un antiguo convento construido en el siglo XVI, de hecho era uno de los más ricos de toda la ciudad. Su fachada barroca cuenta con una representación de Santa Clara sobre la puerta principal su interior cuenta con un claustro de dos plantas digno de visitar. Actualmente y desde 1975 alberga las oficinas de la cámara municipal de Guimarães (ayuntamiento). Puede visitarse de lunes a viernes (los fines de semana está cerrado) de 9:30 a 17 h.

 

 

Capela de São Miguel do Castelo

La Capilla de San Miguel es el lugar donde según la tradición habría sido bautizado, en la pila quedado bautismal que aún se encuentra en su interior, Dom Alfonso Henriques, el primer rey de Portugal (aunque nunca se han podido probar estos hechos, por eso se trata de una leyenda). La capilla, que data del siglo XIII, es de estilo tardo románico y se encuentra a escasos metros del Castillo, de ahí su nombre. (Horario: todos los días de 10 – 18h | La entrada es gratuita).

 

 

Castelo de Guimarães

Es el edificio más conocido de Guimarães y todo un símbolo de la ciudad. Fue mandado construir por Mumadona Dias en el siglo X aunque no queda ya nada de aquella construcción de madera y barro que sería reconstruida en piedra siglos más tarde para evitar su derrumbe. (Horario: todos los días de 10 a 18 h | Precio: 2€)

 

Castelo de Guimarães
Castelo de Guimarães | © Nos volveremos a ver

 

Paço dos Duques de Bragança

Ese precioso y elegante palacio fue mandado construir en el siglo XV por Dom Afonso, hijo bastardo de Dom João I y Primer Duque de Bragança, para su mujer Constança de Noronha. Su estilo, que recuerda a la arquitectura francesa, es probablemente el fruto de sus innumerables viajes por toda Europa. Es el monumento más visitado de la ciudad así que intenta ir temprano si no quieres hacer mucha cola. (Horario: todos los días de 10 a 18 h | Precio: 5€)

 

 

Santuário da Penha

Situado en el monte que lleva su nombre (o debería decirlo al revés mejor), este santuario de estilo Art Decó recibe a los visitantes a su entrada a la ciudad de Guimarães como un faro que guía a los marineros. Puedes acceder a él caminando pero te llevará un buen pedazo, así que la opción más cómodo es elegir el teleférico o subir en coche. Una vez allí no te quedes solo con la visita al Santuario, explorar un poco los alrededores y deléitate con las impresionantes vistas sobre toda la ciudad ¡se dice que en un día despejado incluso puede llegar a ver el Atlántico!

 

🚗 ALQUILA UN COCHE PARA RECORRER EL NORTE DE PORTUGAL

El norte de Portugal, tan desconocido y olvidado, es una de esas joyas que merece la pena descubrir despacio, disfrutando de cada paisaje, de cada ciudad, de cada pueblo pero sobre todo, de su increíble gastronomía. Y la mejor manera para hacerlo es alquilando un coche que te permita recorrer los rincones más inaccesibles y desconocidos ¿a qué estás esperando para preparar tu road trip?

ALQUILA AQUÍ TU COCHE

 

 

Igreja da Nossa Senhora da Consolação e Santos Passos

Es una de las iglesias más originales de Portugal y todo un símbolo de la ciudad, lo que la convierte en uno de los indispensables que ver en Guimarães. Situada en el precioso Largo República do Brasil fue construida en el siglo XVIII aunque sus icónicas torres que parecen tocar el cielo son posteriores (siglo XIX). 

 

Casas de azulejos portuguesas
Casas típicas de azulejos portugueses | © Nos volveremos a ver

 

Alameda de São Dâmaso

Su nombre se debe a Dâmaso I, el primer papa pre-portugués que nació en Guimarães en el año 305 (aunque algunos dicen que en realidad nació en Idanha-a-Velha). Este hombre fue muy importante en la historia pues fue él quien ordenó traducir la Biblia, que en esos momentos solo se podía leer en griego, en hebreo o en latín erudito, al latín vulgar (que era la lengua que hablaba el pueblo), lo que se conoció como Biblia Vulgata.

 

 

Rua Nova

Aunque su nombre actual es Rua Egas Moniz, todo el mundo la conoce por su nombre antiguo: Rua Nova. Esta pequeña y oscura calle es muy conocida en la ciudad por sus tradiciones y en ella puedes encontrar hombres en las puertas de las tascas, ancianitas hablando de ventana ventana e incluso una figura de Cristo de 1712.

 

 

Igreja de São Francisco

Aunque esta iglesia ha cambiado muchísimo a lo largo de los años y su estilo es aparentemente una mezcla de gótico y manierismo, aún se pueden ver los vestigios del románico en su puerta principal, por algo la iglesia comenzó a construirse en el año 1400. No te pierdas el interior de este templo pues en el encontrarás algunos paneles de azulejos azules y blancos además de un impresionante altar dorado, considerado una de las obras más importantes de la talla portuguesa.

 

 

Camino de Santiago

Aunque actualmente no es la ruta más elegida, en la Edad Media existían diferentes variantes del Camino de Santiago que salían desde Oporto y una de ellas era la que pasaba precisamente por la ciudad de Guimarães. De hecho, si te fijas bien en el suelo de la Praça de Santiago encontrarás algunas conchas representativas del Camino y es que según la leyenda fue el propio Santo quien colocó una imagen de la virgen en el centro de esta plaza.

 

Dónde dormir en Guimarães

Aunque muchos eligen Guimarães como una excursión de un día desde la bellísima ciudad de Oporto, mi recomendación es que te quedes un fin de semana entero si tienes la oportunidad ya que merece la pena disfrutar de esta ciudad despacito, descubriendo cada rincón de su historia (que está tan ligada al nacimiento de Portugal) y saboreando su increíble gastronomía.

 

Booking.com

 

En este apartado te cuento algunos de mis alojamientos favoritos en Guimarães:

 

Santiago 31 Hostel.  El hostel de João no solo está en pleno corazón de la ciudad sino que es una opción económica, cómoda y fantástica para disfrutar de un fin de semana en Guimarães: un alojamiento superlimpio, perfectamente equipado y con el mejor trato al cliente que puedas imaginar. Reserva aquí.

 

Hotel Mestre de Avis. Situado apenas a 10 minutos del Castillo de Guimarães, este hotel es una de las mejores opciones para alojarse en la ciudad: tiene una calidad precio indiscutible, cuenta con parking privado y el trato del personal es fantástico. Reserva aquí.

 

EMAJ Boutique Hotel. Este precioso hotel boutique cuenta con habitaciones amplias y cómodas, está decorado con mucho gusto y la ubicación no puede ser mejor, en pleno Largo do Toural. Un consejo: pide una habitación con vistas a la plaza. Reserva aquí.

Dónde comer

La Ciudad de Guimarães es perfecta para descubrir la gastronomía del norte de Portugal: desde sus conocidísimas francesinhas hasta los diferentes tipos de recetas de bacalhau que se estilan en esta región, pasando por algunos de los dulces más increíbles del país.

 

Francesinha
Francesinha de Dona Maria | © Nos volveremos a ver

 

Esta es solo una pequeña lista de los platos que no puedes dejar de probar si visitas la ciudad: 

 

Bacalhau com broa. Dicen que en Portugal hay 365 recetas de bacalao, tantas como día tiene el año así que seguramente te encontrarás con muchas de ellas y todas estarán buenísimas. Si embargo, en esta ocasión te recomiendo esta receta elaborada con filetes de bacalao cocinas lentamente en leche y cubiertos por una corteza creciente elaborada con pan de harina de maíz portugués, ajo, perejil, yemas de huevo y aceite de oliva. Suele ser verse con muchas patatas y un vasito de vino tinto de la zona.

 

Francesinha. Es una especie de «sandwich bomba» generalmente realizado con pan de molde que suele llevar en su interior diferentes tipos de embutido (salsichas, linguiças, mortadela, fiambre…) y un filete de ternera (bife). Por arriba lo cubren con lonchas de «queijo flamengo» (un queso especial de barra) y en ocasiones un huevo, y lo bañan con una salsa deliciosa de cerveza y tomate. Suele venir acompañada de patatas fritas y lo normal es disfrutarla con una buen cerveza portuguesa. Aunque es un plato típico en todo el país, la francesinha tuvo origen en la región de Oporto.

 

Caldo verde. Aunque es un plato típico de cualquier región de Portugal, estoy segura de que te sentará muy pero que muy bien si vas en épocas más frías a Guimarães. Se trata de una especie de sopa a base de patata, cebolla y col verde, que es la que le da el color característico, con un poquito de sal y aceite servida en cuencos de barro (a veces incluso lleva un trocito de chorizo). Además, es un remedio infalible para las resacas. 😜

 

Arroz de cabidela. Una receta típica del norte de Portugal pero no apta para todos los paladares. Este plato se elabora con arroz cocinado junto a carne de pollo, diferentes especias y la sangre del animal, por eso tiene ese color ligeramente marrón tan característico de esta receta. Es un plato muy sabroso pero que no todo el mundo es capaz de comer dado a ese ingrediente rojo que lleva.

 

🍲 ¿Dónde comer en Guimarães? Encuentra todas mis recomendaciones sobre restaurantes y cafeterías para disfrutar de la gastronomía portuguesa en Guimarães. Pincha aquí

 

 

Alheira. La alheira es un embutido típico de Portugal elaborado con carne animal (cerdo, ternera o ave), pan, ajo, pimentón y sal. Es de aspecto similar a una salchicha (aunque su sabor no tiene nada que ver) y además suele estar ahumada. Existe una alheira típica de Mirandela y también en Miranda do Douro que no se elabora con carne de cerdo pues en su origen estaba destinada a la población judía que habitaba en estas regiones del norte de Portugal en la Edad Media. Aunque es un palto que los españoles no suelen pedir, te lo recomiendo mucho porque de verdad que está delicioso y es algo diferente a lo que comemos nosotros.

 

Cabrito grelhado. En Portugal es muy típico cocinar a la brasa (a grelha) y en el norte de Portugal el plato estrella suele ser el cabrito u otras carnes (en el norte es muy típico comer carne y embutidos). Encontrarás cabrito grelhado en prácticamente cualquier restaurante, incluso algunos solo cocinan carne a la brasa y suele servirse con patatas fritas.

 

Tortas de Guimarães. Estos pastelillos de aspecto similar a las «sfoglatielle» de Napoli, están elaboradas con harina, azúcar, huevos, calabacín y almendra. Son el dulce más típico de la ciudad así que no dudes en probarlos. La pastelería más típica de Guimarães donde podrás encontrarlos es la «Clarinha» en Largo do Toural.

 

Artículo relacionado: Dónde comer en Guimarães

 

 

 

¡Un millón de gracias por leerme!

♥♥♥

 

ORGANIZA TU VIAJE POR LIBRE A PORTUGAL

Encuentra las mejores ofertas de vuelos a Portugal

Duerme en los mejores hoteles de Portugal  al mejor precio

¿Necesitas alquilar un coche? Consigue el mejor automóvil al mejor precio

Las mejores atracciones y excursiones en español para visitar Portugal

Las mejores guías en español para no perderte ni un rincón de Portugal

Descubre la forma más económica y cómoda de viajar  por Europa en autobús.

Consigue un descuento en tu seguro de viaje para estar tranquilo mientras disfrutas

 

 

OTROS ARTÍCULOS SOBRE EL NORTE DE PORTUGAL

Rate this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.